Home » Maternidad » ¿Qué quiere decir Parto Lotus?

El Parto Lotus se trata de una práctica que mantiene al bebé unido a la placenta durante varios días (hasta que la biología lo indique). El parto lotus cree que la placenta es parte integral del cuerpo del bebé, que hay que dejar que naturalmente pasen las cosas, que se seque el cordón y se caiga por sí mismo. También trae ideas de dejar que las cosas pasen en el momento adecuado, naturalmente. Además, es el reconocimiento del aspecto energético de la placenta como guardiana del bebé y la familia

Las formas de dar a luz se multiplican y, aunque las más numerosas se dan dentro de una institución y siguiendo las reglas de la medicina tradicional, hay familias que eligen otros caminos. Este es el caso del parto lotus, un tipo de nacimiento donde el bebé queda unido a la placenta hasta que, de manera natural, ésta se separa del niño tras un proceso de secado que no incluye intervenciones quirúrgicas.

En estos partos, primero sale el bebé y, alrededor de media hora después se expulsa la placenta. El nene, en tanto, queda unido a este órgano aproximadamente por el término de una semana, momento en que se cae el cordón umbilical, igual que los nacimientos clásicos.

 

El parto lotus es dejar que el niño se independice de su placenta, que fue su alma gemela y se desarrolló al mismo tiempo que él; que sea una independencia gradual y fisiológica, hasta que sienta que puede estar solamente con él, con su ombliguito cerrado.

La partera suele llegar al domicilio de la embarazada pero no suele intervenir, salvo que surja alguna complicación que lo requiera. El trabajo de parto lo hace la mamá. Las profesionales sólo asisten, toman la presión y manipulan a la futura madre respecto a los movimientos. Si todo está norma, dejan qie la naturaleza haga su camino.

Para la segunda parte del trabajo, se espera entre media hora y 40 minutos, se espera hasta que salga la placenta. Esto,en los hospitales tiene un tiempo regulado, ya que si no sale en media hora, suelen aplicar le oxitocina a la mujer que posee ciertas leves consecuencias en la madre y en el bebé.

En el Parto Lotus, el secado dura unos 4 días. Se suele observar una punta que queda pegada y, al cambiarle el pañal al recién nacido, se desprende. Para este tipo de partos se requiere de un tiempo de atención, orden y disciplina, tanto para la mamá como para el papá. En la misma línea, el posparto es un trabajo de tribu, de equipo. Si se buscan temores o posibles riesgos en este tipo de partos, la realidad es que si te toman recaudos como:  lavar la placenta, quitarle la sangre adherida, secarla bien y ponerla con sal y especias. Si uno tiene las normas de higiene básicas, no teniene que suceder nada malo.

En Argentina el lotus aún no es una práctica nada común. La medicina dura plantea que hay mayor riesgo de infección y que es antihigiénico, pero no hay mucha evidencia de esto. Tiene que tener los mismos cuidados que un bebé hasta que se le cae el cordón. El único punto en contra es que suele ser medio incómodo, porque hasta que se cae el cordón, es complicado para dar la teta y movilizarse.

Hay mujeres que están buscando otro tipo de partos porque estamos llegando a otra era, estamos llegando al final del patriarcado. Hay muchas señales que nos indican que estamos en otro momento; una de ellas es la práctica del nacimiento. No es solamente la mujer la que está buscando otro tipo de parto sino también los hombres, porque buscan que haya espacio para ellos. Así, una de las claves es que por fin los hombres están sintiendo que lo hacen juntos y esto concluirá, en algún momento, en que la salud va a volver a ser parte de las familias y no de las instituciones.

SHARE WITH FRIENDS: