Home » Actualidad » ¿Ser mamá o querer tener un hijo?

Los hijos nacen del amor, de una noche loca, de una celebración, de un descuido, de una pasión, de una búsqueda intensa… También, está la opción de adoptar. Pero cualquiera sea elcaso lapregunta que debemos hacernos es:

¿Queremos ser mamás o queremos tener un hijo/a? porque, ser madre o tener un hijo no es lo mismo. No es lo mismo querer tener un hijo para hacerlo feliz o para que busquemos nosotras esa felicidad. No es lo mismo desear ser madre, con lo que un deseo supone, que querer hacer feliz a otra persona. Y, no es lo mismo querer que tu vida cambie con la llegada de un bebé, que querer cambiar la vida de un bebé.

Cada madre se siente madre de una forma distinta. Y ninguna es igual a la otra, porque los sentimientos de cada persona son solo suyos y distintos a todos los demás. A veces, uno consulta con otras mamás si volverían a ser madres en el caso de poder volver al pasado y es increíble y asombra, pero no todas responden de forma afirmativa. Mucha dicen «no». A final de cuentas, ser madre no es un algo que se estudia o se puede preparar. Ser madre es un sentimiento, que se tiene o no se tiene. Sin embargo, también se puede tener hijos y no ser madre.

La decisión es bien sencilla: ¿Desde dónde quiero ejercer la maternidad? ¿Quiero ser feliz o quiero hacer feliz? Estas son algunas de las preguntas que también debemos respondernos dentro de esta colección de preguntas que van sumando nuestra vida día a día. Hacerse buenas preguntas es la mejor forma de aumentar nuestra calidad de vida y ampliar nuestro espacio de felicidad. Es la mejor forma de conocernos, de saber dónde estamos, de reconocer a dónde vamos y sobretodo, de saber hasta dónde estamos dispuestos a dar.

Algunas de esta clase de preguntas pueden que nunca vienen mal plantearse antes y durante la maternidad son:

  • ¿Qué harías por tu familia? ¿Hasta dónde estarías dispuesta a llegar?
  • ¿Te pones límites? ¿Dónde los situás?
  • ¿Cómo es tu papel como madre? ¿Qué tipo de madre sos o creés que vas a ser? ¿Cómo te gustaría ser?
  • ¿Qué tipo de familia quieres construir?
  • ¿Coincidís con tu pareja en la idea de la familia que desean? ¿ Es algo muy conversado de manera consciente?
  • ¿Qué es para vos la felicidad? ¿Radica en vos misma o la depositás en los demás? ¿Cómo te enfrentas a ella y qué haces para conseguirla? ¿Cómo es un día feliz para vos?
  • ¿Qué es lo que más te inspira para ser feliz?
  • ¿lográs conseguir tener esa fuente de inspiración para alcanzar la felicidad?
  • ¿Llegaste a reflexionar sobre el sentimiento de ser madre? ¿A qué conclusiones honestas llegaste? ¿Te satisfacen?
  • ¿Solés decir «te quiero» y también sos capaz de demostrarlo?

Responder a estas preguntas hace que una pueda descubrir muchas cosas sobre  una misma y la forma en la que nos sentimos y comprendemos realmente la maternidad. Esto es un requisito muy importante a la hora de plantearse si estamos en el grupo de las que quieren ser madre o de las que quieren tener un hijo.

SHARE WITH FRIENDS: