20 febrero, 2020

Los alimentos que benefician el incremento de la testosterona

La testosterona es una hormona que se asocia con la masculinidad y rendimiento sexual óptimo, principalmente porque predomina en los hombres, aunque las mujeres también tienen esta hormona en menor cantidad. Es una esteroide natural, una hormona andrógena y se produce en los testículos y en los ovarios.

A partir de los 30 años, la producción de testosterona comienza su descenso, y alrededor de los 70 años tiene un cese definitivo. Sin embargo, hay personas que incluso después de los 60 años no presentan el descenso de la testosterona. La baja producción de la misma está asociada a la pérdida de libido, a la disfunción eréctil, al bajo estado de ánimo y a los problemas con la concentración y de la memoria.

Algunos alimentos ayudan a aumentar la testosterona. Unidos a un estilo de vida saludable, pueden mejorar nuestro bienestar general:

1. Los Huevos: son una fuente completa de aminoácidos y proteínas. Aunque pueden tener mala fama porque su consumo excesivo puede favorecer el incremento de colesterol malo, lo cierto es que es un alimento muy saludable. Además, los huevos incrementan la producción de testosterona gracias a las proteínas, las grasas omega y la vitamina D.

2. La Cebolla: si se consume frecuentemente puede aumentar hasta en un 300% la producción de testosterona. Además, mejora el rendimiento sexual gracias a que contiene queratina, que acrecienta la producción de óxido nítrico por parte del organismo.

3. El Ajo: actúa como una viagra natural. Mejora la presión arterial y su producción de óxido nítrico (NO). Parece ser que la combinación de ajo y vitamina C triplica los niveles de NO. Además, el ajo contiene alicina, un compuesto que reduce los niveles de la hormona del estrés cortisol y mejora la disponibilidad de la testosterona en el organismo.

4. El repollo: es un vegetal muy popular y presenta varias propiedades saludables. Los estudios muestran que ayuda a prevenir el cáncer y contiene indol-3-carbinol, que reduce los niveles de la hormona femenina estrógeno, haciendo la testosterona más eficaz.

5. Los Espárragos: son alimentos muy nutritivos y sanos, además de ser considerados un alimento afrodisíaco. Contribuyen a la correcta producción de testosterona gracias al ácido fólico, la vitamina E y el potasio. Además, favorecen la liberación de histamina, que participa en la capacidad de alcanzar el orgasmo tanto en hombres como en mujeres.

6. La Granada:  aunque no suele ser muy consumido, esta fruta ha sido utilizada durante siglos por sus beneficios para la salud, ya que posee gran cantidad de antioxidantes, vitaminas y minerales.  Según investigaciones recientes, un vaso de jugo de granada al día puede aumentar los niveles de testosterona entre el 16 y 30%. Esto tiene consecuencias tanto en el nivel de energía, el estado de ánimo positivo y el aumento de la líbido. Ahora bien, debido a sus propiedades, siempre es mejor comer el alimento entero que hacer un zumo.

7. Las Nueces: tienen fama de engordar, porque son un alimento hipercalórico con gran contenido en grasa. Sin embargo, son muy sanas, y las grasas que contienen son del tipo saludable. Las nueces, asimismo, son ricas en vitamina E, que favorece el aumento de testosterona. Este fruto seco contiene los aminoácidos L-arginina y L-citrulina que incrementan los los niveles de óxido nítrico y, por ende, la presión arterial. De nuevo, un alimento clave para mejorar el rendimiento sexual.

8. La Miel:  este dulce y rico alimento posee muchas propiedades saludables. Una de sus principales características es que contiene boro, un mineral que está vinculado a altos niveles de testosterona y el óxido nítrico. Este último componente es un neurotransmisor que tiene una función vasodilatadora, permitiendo una mejor fluidez en los vasos sanguíneos al relajarlos y permitir una mayor entrada de oxígeno y sangre, lo cual permite mejorar la fuerza la erección.

9. El Aceite de oliva: es clave en la dieta mediterránea y, tal y como afirman algunos estudios, también lo puede ser para el aumento de testosterona. Consumida diariamente durante 3 semanas llega a generar una mejora del nivel de testosterona entre el 17% y el 19%.

10. El Aceite de coco: Aunque existe una demonización de las grasas saturadas por culpa de los medios de comunicación, un consumo apropiado de estos ácidos grasos puede ser bueno para el corazón. Esto es lo que sugieren muchos estudios, que afirman que el aceite de coco, con alto contenido de grasa saturada, es realmente protector contra las enfermedades cardiovasculares. Además, ayuda a equilibrar el colesterol (más HDL, menos LDL) y lípidos en la sangre. Las grasas saturadas también son beneficiosas para un aumento de la testosterona.

11. El Café: la cafeína estimula el sistema nervioso y aumenta los niveles de AMPc, un nucleótido que funciona como segundo mensajero en varios procesos biológicos y que interviene favorablemente en el incremento en la producción de testosterona. Aunque el consumo de café puede aumentar los niveles de cortisol, que es una hormona relacionada con el estrés y que disminuye los niveles de testosterona, gracias al AMPc aumenta la producción testosterona aumenta.

12. Los Champiñones: están repletos de polisacáridos, y como se ha demostrado en multitud de estudios, se ha encontrado que ejercen efectos anti-estrogénicos, ya que parecen bloquear naturalmente la enzima aromatasa que convierte la testosterona en estrógeno, igual que la ostras.

13.La palta: es un alimento muy nutritivo pero muy diferente a otras frutas. El el 77% de su contenido calórico provienen de su grasa. Estas son saludables y correlacionan con el aumento de la producción de testosterona.  También, contienen gran cantidad de vitamina E, que es una de las vitaminas liposolubles más importantes para la producción de testosterona.

14. Las Ostras: son consideradas el alimento afrodisíaco por excelencia. Tienen un alto contenido en zinc que incrementa la testosterona y la producción de esperma. El zinc, además, aporta múltiples beneficios para la salud y es necesario para tener un buen sistema inmunológico y también es conocido por inhibir la aromatasa. Esta última enzima ayuda a mejorar la producción de testosterona.

15. Las Pasas: son antiinflamatorias y contienen gran cantidad de antioxidantes, como el resveratrol, que se ha relacionado con el aumento de la testosterona y la reducción de los niveles de estrógeno. Además, 100 gramos de pasas contienen 3 mg de boro, que como hemos visto es un mineral que favorece el aumento de testosterona.