Home » Bebés » ¿Qué es el síndrome de Asperger?

Se trata de un síndrome característico de niños con gran capacidad para sistematizar información, pero incapaces de establecer vinculos con los otros. Es hereditario y se da más en varones que en mujeres. La clave del tratamiento es enseñarles a sociabilizar.

Los Trastornos Generalizados del Desarrollo abarcan las siguientes categorias:
  • Trastorno Autista
  • Trastorno de Rett
  • Trastorno Desintegrativo Infantil
  • Trastorno o Síndrome de Asperger
  • Trastorno Generalizado del Desarrollo no especificado

El síndrome de Asperger es un trastorno del espectro autista que afecta al 1% de la población mundial y es prácticamente invisible ante quienes lo desconocen, ya que estos chicos adquieren un lenguaje a tiempo y a la perfección, y si coeficiente intelectual es de normal a elevado. De hecho, aprenden a leer antes de empezar la escuela, un motivo de orgullo por el cual a ningún padre se le ocurriría hacer una consulta : el chico es muy inteligente.

Con el síndrome se nace y lo que provoca es una dificultad para relacionarse y comunicarse con los demás. El principal problema que impide una interacción normal es que quienes lo padecen no decodifican el lenguaje no verbal, que representa nada menos que el 80% de la comunicación. No captan el doble sentido, las metáforas, los chistes. No saben mentir y es fácil engañarlos. Tienen aversión a los cambios, intereses restringidos y torpeza motriz. Estos serían algunos de los rasgos que se presentan dentro de un espectro más amplio.

sindrome de asperger

El gran problema es la inteligencia socioemocional, no la inteligencia analítica y racional, que es su fortaleza. Lo que falla es la inteligencia caliente, la que se relaciona con la viveza, lo intuitivo, con la llamada teoría de la mente : esa capacidad de inferir estados mentales o creencias, intenciones o deseos, en las otras personas. Eso que hacemos automáticamente, sin pensar y sin que nadie nos lo enseñe, que es decodificar expresiones faciales, posturas, miradas, gestos, el tono de voz. Son como “ciegos de mente”. Ellos no saben ponerse en el lugar del otro, no lo entienden. Por ejemplo, no descubren si su interlocutor se está aburriendo con su charla, algo que les sucede a menudo porque sus temas de interés son restrictivos y absorbentes. Y, al no decodificar los gestos de alguien que se aburre, como un bostezo, no modifican la conducta para volver a captar el interés del otro, y siguen con su monotema. Esto es algo que cualquier persona aprende sola y sin explicación alguna.

El problema que se presenta para la detección de este síndrome es que es bastante desconocido y, por ende, no se llega a encontrar lo que no se busca. Los chicos pasan por raros, excéntricos, caprichosos. En la carrera de Medicina hay que estudiar Psiquiatría Infantil pra abordar el tema. Y, en Psicología, dependiendo del enfoque teórico que tengan, puede no ser ni mencionado, especialmente donde está muy arraigado el psicoanálisis. El síndrome recién se está dando a conocer porque en 1994 fue sumado a las clasificaciones diagnósticas internacionales.

Lo importante para el tratamiento es la detección y diagnóstico precoz. Cuando antes se empiece, mejor porque el cerebro está más neuroplástico. Nunca se tiene semejante neuroplasticidad como en los primeros 5 años de vida. Cuanto antes se detecte, mejor es el pronóstico. Sin tratamiento no les das las herramientas para subsistir socialmente, ya que son muy vulnerables a sufrir hostigamiento. Para los especialistas es muy importante que los chicos asistan a la escuela pese a la hostilidad que puedan sufrir por parte de otros niños y al escaso o nulo apoyo de muchos colegios para llevar adelante los proyectos de integración que ampara la Ley 24901 de discapacidad.

que es el sindrome de asperger

¿Cómo se identifica el síndrome de Asperger?

  1. No entienden las reglas implícitas de un juego y quieren imponer las propias.
  2. Se relacionan mejor con los adultos que con chicos de su edad.
  3. Les cuesta identificar sus sentimientos y tienen reacciones emocionales desproporcionadas o fuera de contexto.
  4. Tienen poca capacidad para entender intuitivamente los sentimientos o intenciones de otras personas
  5. No comprenden los niveles apropiados de expresión emocional según las diferentes personas o situaciones : pueden besar a un desconocido, saltar en una Iglesia, etc.
  6. Son inocentes socialmente. No saben cómo actuar en una situación y a veces su conducta es inapropiada y parecen desafiantes.
  7. No suelen mirar a los ojos al hablar y creen todo lo que se les dice, no entienden las metáforas, ironías, dobles sentidos, sarcasmos, no detectan el humor, la mentira o la intencionalidad.
  8. Poseen un lenguaje hiperformal, con vocabulario extenso
  9. En ocasiones parecen estar asusentes, absortos en sus pensamientos
  10. Hablan mucho y se interesan poco por lo que otros dicen
  11. A menudo no comprenden por qué se los critica o castiga
  12. Les encanta las materias lógicas como las ciencias y las matemáticas y aprender a leer solos o con escasa ayuda, a una edad temprana
  13. Su juego simbólico es escaso y en general demuestran escasa imaginación y creatividad. Se fascinan por un tema en particular que les absorbe casi todo el tiempo libre. Seleccionan con avidez información o estadísticas : los números, medios de transporte, tecnología, astronomía, mapas, clasificaciones. Suelen hablar extensamente de ese tema sin darse cuenta si el otro lo escucha o se está aburriendo.
  14. Repiten compulsivamente ciertas acciones o pensamientos y les gusta las rutina, no toleran bien los cambios inesperados.
  15. Poseen una pobre coordinación motriz, no tienen destreza para atrapar una pelota y tienen un ritmo extraño al correr.
  16. Pueden sentir miedo, angustia o malestar debido a ciertos sonidos (como de algún aparato eléctrico), tacto (ciertas texturas), luz, ciertos alimentos, lugares ruidosos o muy concurridos

La descripción de síntomas es muy amplia y variada, quedando comprendida dicha patología (o mejor dicho condición) como  una de las categorías que integran los llamados Trastornos Generalizados del Desarrollo (TGD)  los cuales se caracterizan por una perturbación grave y generalizada de varias áreas del desarrollo: habilidades para la interacción social, para el lenguaje y comunicación, o presencia de comportamientos estereotipados con una gama restringida de actividades e intereses.

Con respecto a los tratamientos terapéuticos irrogan costos de los que muchas veces no puede el grupo familiar hacer frente, es importante tener presente que se puede tramitar el Certificado Nacional de Discapacidad y de esta forma encontrarse el paciente amparado por las coberturas de la ley de discapacidad 24.901  (coberturas integrales en psicoterapias, fonoaudiología, integración escolar y social, entre otras). Dichas coberturas deben ser brindadas por las obras sociales y en su defecto por el estado.
SHARE WITH FRIENDS: